Veus que no veus

veus que no veus

Veus que no veus presenta la versión femenina de las llamadas “entradas clásicas”, los números que inician un espectáculo o enlazan escenas.
Por un lado, y como payasa augusta, la Pepa Plana. Por la otra, en el rol de payasa blanca, la Noël Olivé. Como cambian y qué significado toman cuando se juegan desde dos payasas en vez de dos payasos? La compañía de Pepa Plana siempre ha reivindicado la figura de la payasa y ahora presenta los números circenses más clásicos. Se trata de reír? Sí, pero no sólo de eso, sino de hablar, jugar y, quizá, morder.

Ficha artística



Pepa Plana: Payasa Augusta
Noël Olivé : Payasa Blanca
Dirección: Joan Arqué
Asistente dirección: Inés García
Coreografía: Roger Julià
Escenografía: Xavier Erra
Iluminación: Yuri Plana
Música: Llluís Cartes
Vestuario: Rosa Solé
Música y voz a Tirallonga: Roser Pou
Fotografía: Joan Sánchez
Producción: La Vaca Flaca

La prensa ha dicho:

Veus que no veus
Pepa Plana está magnífica y extraordinaria. La energía, la riqueza de sus gestos, los infinitos recursos que demuestra, el ritmo sobre el escenario, el movimiento que acompaña cada palabra, el contraste de estados de ánimo y, en definitiva, la comunicación de Pepa Plana sobre el escenario son potentísimos y hacen de este espectáculo uno de los mejores de su carrera, ya que une sus dotes teatrales con un terreno al que no acababa de entrar nunca: la payasa de pista.
Y aporta como gran novedad una réplica, la actriz Noël Olivé, todo un descubrimiento que hace el papel de carablanca y de persona de orden ante las estridencias de la mujer augusta. La versión en clave femenina de dos de las entradas más clásicas del circo es una de las grandes novedades del espectáculo y un homenaje a las abuelas que no pudieron ser payasas. El espectáculo habla de la desigualdad que sufren las mujeres desde una óptica feminista. “Si nos has visto es porque estamos”, dicen Plana y Olivé al final del espectáculo. Y esperamos que sigan siendo y que las podamos seguir viendo en muchas salas de Cataluña, porque este espectáculo, por lo que se ve, es una pieza imprescindible que esperamos encuentre su lugar. Se lo merece.
Marcel Barrera, Recomana 19/10/18.

Veus que no veus
Se acabaron las metáforas, Pepa Plana se presenta sin filtros. Ahora, acompañada por Noel Olivé que asume el rol de Carablanca: alta, estirada, dominadora y patéticamente derrotada por la espontaneidad y la empatía de una Augusta como Pepa Plana que las canta como un bufón a su rey. Y que consigue divertir al pueblo. este dos payasas hacen un espectáculo tierno como un colchón, pero con un sano punto de cinismo.
Reivindican las mujeres en la escena. Y a las direcciones de los teatros. Y lo hacen con las entradas clásicas, evitando pisar (divertidamente) las versiones de’n Tortell Poltrona y amparándose con la máxima del Monti: nosotros queremos “Trabajar de trabajo”.
Jordi Bordes, Recomana 20/10/18